Capital Puebla
UnidadInvestigación
| | |

Capacitan a población para construir vivienda ecológica


Se realizan con bambú, paja y madera, además de otros reciclados como llantas, garrafones y botellas de vidrio.
Crédito: Especial, ,

Notimex

Editor
|
21 de Noviembre 2017
|

Isabel Cerón, ganadora del Premio UVM por el Desarrollo Social en 2015, capacita a diversas comunidades de Puebla para construir viviendas ecológicas, principalmente en aquellas regiones que sufrieron daños por los pasados sismos de septiembre.

La arquitecta de 30 años, originaria de Puebla, recomienda el uso de materiales alternativos y de bajo impacto ambiental como tierra, bambú, paja y madera, además de otros reciclados como llantas, garrafones y botellas de vidrio.

De acuerdo con un comunicado, actualmente capacita a miembros de estas comunidades para que aprendan a construir su casa con materiales de la región o con materiales económicos que tienen poco impacto ambiental.

“A mí me mueve mucho el cómo hacer para que todos tengamos un entorno favorable, sin dañar a la naturaleza, pero también que este trabajo lo realicen las mujeres”, comentó.

Puebla inicia programa de pago anticipado de predial

Dijo que “la mayor parte de la población, para ser honestos, no tiene para pagar un curso de cómo construir su vivienda; nosotros hemos implementado un programa que se llama Tequio”,

Explicó que “es un mecanismo de organización social que se tiene en México desde la época prehispánica y consiste en que la gente de una comunidad tiene un fin común en beneficio para esa comunidad y en el que todos trabajan en conjunto”.

Señaló que “lo que hacemos es buscar sitios, sobre todo con asociaciones civiles o cooperativas que promueven la sustentabilidad. En la etapa de construcción movilizamos voluntarios que quieran aprender de construcción y les damos talleres de forma gratuita; ellos nos ayudan a que se construya un espacio para una asociación civil, una cooperativa o una comunidad”.

Isabel Cerón comentó que de acuerdo a su experiencia en el proceso constructivo de una casa, ha detectado que las mujeres son las que tienen mayor problema en adquirir una vivienda porque carecen de crédito.

“Dependen mucho de la economía familiar, algunas veces no se les permite trabajar por lo que se vuelven dependientes económicas de su pareja y eso imposibilita que puedan ahorrar para una casa. Por eso, se ha enfocado en la capacitación a grupos de mujeres”, apuntó.

Isabel Cerón ganó en 2015 el Premio UVM por el Desarrollo Social, pero también ha recibido otros galardones, como el Premio Estatal de la Juventud en este 2017.

La arquitecta señaló que en Puebla han trabajado en la Sierra Nororiental, también en un ejido de nombre La Ventana, en Baja California Sur; y en la Mixteca están en el proceso de recuperación de vivienda con la etapa de diseño participativo.

Dijo que aún no entran en la etapa de construcción porque han sostenido asambleas con los habitantes viendo la solución más adecuada al impacto económico y ambiental.

Isabel Cerón ha sufrayado que le interesa apoyar a su estado, porque es uno de los más devastados por el sismo de septiembre pasado, y las herramientas que ha aprendido en sus 30 años de vida le son funcionales en este momento.

“Para mí lo que viene a futuro es trabajar en el proceso de recuperación de las comunidades porque es una oportunidad para empezar nuevamente, que las comunidades vivan con mayor dignidad y desarrollo, que se desarrollen plenamente y que Puebla se recupere fomentando o desarrollando en plenitud a sus comunidades y habitantes”, apuntó.

Encuentra más notas sobre

Más de notas

Más populares

A partir del 1 de diciembre pasará de 80.04 a 88.36 pesos
Los aspirantes deberán tener entre 17 y 19 años
Reiteran 100 por ciento en condonación de multas y recargos
La aplicación "Yo sé circular" es gratuita y sólo está disponible para Android
Se capacitará a los poblanos para saber cómo actuar ante emergencias
Deberán presentarse con pantalón de mezclilla y playera blanca para poder llevar a cabo el sorteo en la explanada de la...

Lo adictivo de lo virtual